¿Cuáles son los materiales para hacer los zapatos?

Los zapatos admiten una amplia diversidad de materiales, dependiendo de la estética que se desee buscar, la comodidad que aporte o la rentabilidad que se le quiera extraer. Pueden encontrarse fabricados en piel (nobuk, charol, serraje…), piel sintética piel ecológica, lona o loneta… Además, las suelas utilizan materiales como la goma, el caucho, el esparto, el yute o las conocidas como suelas EVA.

Cuero para fabricar calzado

Sin duda, está entre los tipos de materiales de calzado más utilizados, derivados de pieles de animales. Usado sobre todo para hacer zapatos de vestir, busca la comodidad y durabilidad. Hablamos de un material es elástico y transpirable.

Por otro lado, los zapatos de piel exigen cuidado y suelen ser más caros que otro calzado más ligero. Aun así, su popularidad es tal que puedes encontrarlo en otras referencias tales como sandalias o sneakers.

Serraje: material de zapatos

Parte interna de la piel o capa resultante de serrar una piel gruesa en varias capas. Más ruda y muy resistente, sin embargo, de calidad inferior a la piel común. Otra ventaja es que es muy sufrida en cuanto a golpes y desgaste.

Otras variantes cercanas de la piel son el ante y el nobuck, utilizado en múltiples referencias. La piel, como ves, es una garantía para fabricar zaparos de calidad. Aunque suponemos que es algo que ya conocías.

Zapatos de charol

Cuero recubierto con acabado brillante, su origen data en los inicios del siglo XIX en Estados Unidos. Más habitual en el calzado de mujer y en el utilizado para asistir a eventos, fiestas de etiqueta y ceremonias.

Lona para hacer zapatos

Muy común en zapatillas deportivas. Material versátil y que da pie a diseños creativos, ya que se adaptan bien a los tintes. Los pares de lona son difíciles de deformar. Si quieres proteger los tobillos, honestamente, hay opciones mejores.

Caucho para zapatos

Se utiliza bastante en la industria del deporte para fabricar suelas de zapatos. Las zapatillas para running son buen ejemplo de ello, así como las llamadas tenis. También hay calzado sostenible hecho de caucho natural. Te los puedes poner todo el año.

Independientemente de si está nevando o lloviendo, su zapato con suela de goma lo llevará a su destino en una sola pieza. También es más económico usar un zapato con suela de goma que los de cuero. Además, a lo largo de los años, el caucho natural ha ganado una inmensa popularidad sobre el poliéster tradicional debido a su naturaleza ecológica.

Sintéticos o PU

Los materiales sintéticos, a veces llamado PU, son compuestos artificiales de dos capas: una superficie externa pegada a una capa de fibras de poliéster. Disponibles en muchos colores y texturas, se usa en calzado deportivo y casual. Los sintéticos de menos calidad pueden no tener una superficie muy lisa, mostrando pliegues o arrugas.

La ventaja de los zapatos hechos de materiales sintéticos es que generalmente son económicos tanto para el fabricante como para el comprador final. Pero claro, también suelen desgastarse con mayor celeridad.

Textiles

Algodón, poliéster, licra… El mundo del textil da juego también a la hora de vestirse por los pies. Depende del elegido, pueden varias las propiedades del calzado. Es un recurso versátil para configurar parte de tu colección.

Foam

Normalmente de plástico, el foam suele utilizarse en la parte superior de los zapatos y deportivos. La espuma de celda abierta permite que el aire y el agua pase, mientras que la celda cerrada pertenece a un foam más impermeable.

También hay otros materiales como el denim u otras telas. Depende de cuál sea tu público, tu presupuesto, la tendencia imperante y otros factores, te podrá interesar más apostar por unos materiales u otros.

¿Qué material para zapatos es el mejor?

Obviamente, depende del tipo de calzado que quieras producir y/o vender, tu capacidad para asumir el hecho de poder trabajar con unos materiales u otros… Pero el zapato de piel sigue siendo sinónimo de calidad. Tal hecho es el causante que, pese a las tendencias crecientes en utilizar otros materiales ecológicos y veganos, el uso de la piel en el sector siga extendido y normalizado.

¿Cómo puedo crear mi propia marca de zapatos?

Tenemos que decir que no es una pregunta que se conteste en una frase ni se trata de un camino fácil. Además de iniciativa, persistencia, ciertos conocimientos de economía y mercado o estar al tanto de tendencias que se cuecen en el sector, hay que tener ahorros o capital para poder afrontar los gastos que ello conlleva.

Hay que tener una visión global del proyecto, para asumir los posibles riesgos, planificar estrategias efectivas, definir el público que te interesa y determinará las características de tu producto… Por supuesto, te ayudará rodearte de las personas y proovedores adecuados, que te complementen y compartan tu interés en la marca. ¡Es un mundo complicado, pero absolutamente apasionante!

Contacto directo con fabricante de zapatos

Si quieres que entremos en detalles, no hay problema.

Escríbenos e intentaremos acercar posturas para alcanzar un acuerdo profesional satisfactorio para ambas partes. Contacta con nosotros si estás interesado en que hagamos los zapatos de tu marca o la marca para quien trabajas. ¡Será un placer!

6 + 15 =